¿Impacientes por leer la cuarta parte de la saga Millennium? Antes leed esto


¡Nuevo libro de la saga Millennium! "Lo que no te mata te hace más fuerte" - leo por todos lados. Solo leí el primero, que me gustó (y esto ya es mucho teniendo en cuenta lo poco que me agrada el género). El hecho es que cuando vi el primer anuncio pensé: "¿pero Stieg Larsson no había fallecido? ¿Quién es David Lagercrantz? ¿Qué hace aquí? ¿Qué está pasando?".

Me informo. Descubro que se va a publicar tanto en castellano como en catalán en agosto. Descubro que David Lagercrantz, un escritor sueco de novela negra, ha sido el elegido por los herederos de Stieg Larsson para continuar la saga, que quedó incompleta.

Antes de nada, ¿quiénes son estos herederos? Me informo una vez más. Son su padre -Erland- y su hermano menor -Joakim-, pero sorpresa: no obtuvieron la herencia de forma pacífica. Stieg Larsson falleció de forma repentina en 2004 de un ataque de corazón. Murió sin dar testamento, sus ingresos eran ínfimos ya que por aquel entonces era un periodista poco conocido que trabajaba en una revista fundada por él mismo -Expo- y aún no había publicado el primer libro de su trilogía, Los hombres que no amaban a las mujeres, que obtendría un éxito apabullante, pero póstumo.

Stieg Larsson abandonó el hogar familiar a los dieciocho años y se fue a vivir con su compañera sentimental, Eva Gabrielsson, con quien convivió hasta el día de su muerte durante más de treinta y dos años. A lo largo de todo este tiempo Larsson apenas mantuvo contacto con su padre y su hermano y, aunque ellos lo niegan, Eva afirma que ni siquiera asistieron a su funeral.

La cuestión es que la ley sueca no defiende a las parejas de hecho: si no hay ni hijos, ni matrimonio, ni testamento -como en este caso- la herencia es para los familiares más próximos. Así, después de un largo enfrentamiento legal y a pesar de que la sociedad se decantó claramente a favor de Eva y repudió la avaricia de Erland y Joakim, la millonaria herencia, que incluye todos los derechos de sus obras, fue para estos últimos. Eva, que quería obtener los derechos sobre la saga y bloquear cualquier intento editorial de prolongar la saga -siguiendo la voluntad de Stieg-, no heredó nada.

Además, Eva ha declarado que a Stieg Larsson le habría enfurecido la elección de David Lagercrantz para la secuela de su saga, y que nunca habría permitido que otro trabajase en sus textos. Eva cree que la elección de David, un escritor que se hizo famoso por ser el biógrafo oficial del futbolista Zlatan Ibrahimovic, es "idiota". Por si fuera poco, Larsson había empezado la cuarta novela de la saga antes de morir, manuscrito que guarda Eva, que no duda en denunciar que, además de todo lo explicado, David empiece desde cero sin siquiera leer lo que el autor original ya tenía escrito.


MI REACCIÓN / CONCLUSIÓN


Me he quedado patidifuso. ¿Cómo pueden las editoriales vendernos el libro asegurando que los herederos -término genérico, fraude mayúsculo de la honestidad- han elegido al autor? ¿Qué tipo de mercenario puede aceptar el encargo?

Siento una fuerte indignación, sin ser un gran admirador de Stieg Larsson, por cómo le están yendo las cosas tras fallecer. Debe estar revolcándose en su tumba. Debido a esto, y como la primera parte me gustó, voy a leer las dos que me quedan y que escribió el propio Larsson. Sin embargo, nunca voy a comprar esta cuarta parte. Si ya desconfío de la legitimidad de los herederos que mantenían una estrecha relación con el escritor difunto, esto me parece que se pasa de los límites de la decencia.


Mis preguntas son varias:

Primera, ¿qué opináis de la publicación de Lo que no te mata te hace más fuerte? ¿Lo encontráis legítimo? 

Segunda, en un concurso de malos padres quién ganaría, ¿Joseph Jackson o Erland Larsson?

Por último, y más allá de esta polémica concreta del caso de Stieg Larsson, ¿los herederos tienen legitimidad para continuar las obras de los escritores difuntos?

¡Hablad!

Comentarios

  1. Hola, ¡qué tema tan interesante! *___* Para no adorar tu blog.
    Pues, siendo sincera, ¡no he leído los libros! Todas las personas lo han leído menos yo, pero así es la vida. Y bueno, por tanto, tampoco conocía ni al autor, ni toda esta historia. Me ha resulta muy increíble, una historia familiar que lees en los libros, ¿no? Pero claro, parece ser que estas historias también ocurren en la vida real. Yo, que soy muy ingenua, y que confío mucho en mi familia, y en el respecto hacia mi persona. Me parece increíble que lo hagan, sin el deseo del escritor, ¿qué derecho tienen? Qué asco dan, en serio. Imagino que yo escriba unos libros con todo mi amor, esfuerzo y duro trabajo, para que luego mi hermana se meta en mis historias, y que la siga escribiendo ella. O lo que es peor, ¡que la escriba una persona que no conozco, o simplemente que no me gusta! Me moriría. Es que haría todo lo que fuese posible para salir de mi tumba, aparecer como un fantasma e ir matando a todos con mi aparición repentina. Qué falta de amor!!!! Qué falta de todo... Ese libro, la cuarta parte, debería acabar entre las llamas. No lo compraría. Sin duda alguna. Gracias por informarnos, pues yo no sé si acabaría descubriendo todo esto. Me gusta mucho leerteeeeeeee!!! :D #TuBlogTieneQueVivirParaSiempre (y perdón por las posibles faltas, no tengo tiempo para revisar el comentario).

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!
    Descubrí tu blog hace poco y la verdad es que es muy interesante. Sobre la historia de Larsson, yo sí me leí la trilogía y la verdad es que me gustó mucho. De hecho, poco después de que se publicara el tercero salieron rumores acerca de una cuarta parte que, presumiblemente, se reconstruiría a partir de las notas que el autor ya había tomado para elaborar la continuación. Por eso yo pensaba que esta cuarta parte iba a ser eso; desconocía totalmente la historia real, de herencias, luchas de poder y sobre todo la injusticia hacia la pareja del escritor.
    Sí tenía ganas de leerla, pero ahora que sé todo esto la verdad es que prefiero invertir en otros libros, que sí son lícitos, y esperar a que alguien me dé una muy buena razón para perder mi tiempo y dinero en leer "Lo que no te mata te hace más fuerte".
    Sobre las editoriales... en fin, es la guerra del Best Seller, no creo que exista la moral si a ellos les ha llegado este libro, no comprarlo sería perder millones de euros.


    Ya he soltado mi opinión y me estreno como comentarista de la web.

    Un saludo,

    Marina

    http://ellaenlasombra.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  3. Disfruté muchísimo con la trilogía, pero a "esto" ni me acerco... Me parece demencial.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Para mi, y para cualquiera que haya leído (y amado) esta trilogía, en términos estrictos, esta cuarta parte es en absoluto legítima y se nota que está escrita para "sacar las perras", como dirían en mi pueblo. Y desde que sé de su existencia me muestro muy escéptica. Para mi, terminó con La reina en el palacio de las corrientes de aire (cuyo final queda bastante concluso, en mi opinión).

    No obstante, admito que, aunque no lo vea muy ortodoxo, me da curiosidad de leerlo. Por ver cómo lo hacen. Además, parece la moda de escribir historias basadas en personajes de libros (como Agatha Christie, por ejemplo), pero no justifica que sea correcto o no escribirla.

    Y en cuanto a los dos padres, me da que son los dos igual de sacaperras, porque ni respetan la voluntad del hijo y mientras lo póstumo genere dinero, lo demás se la sopla bien.

    Y, desgraciadamente, tienen legitimidad (al menos jurídica, aunque tú que estudias Derecho lo sabrás mucho mejor que yo) de publicar lo que les venga en gana, para ganar más y más dinero, pero éticamente, yo creo que mejor que hubiera quedado como estuviese, desde el tercero. Y menos mal que han tenido la deferencia (y porque la pareja fue lista y tiene ella el manuscrito) de no tomar ese cuarto volumen inconcluso como base. Ahí habría sido peor.

    Un saludo y léete el resto de los libros, que están muy chulos, anda.

    ResponderEliminar
  5. Devoré esta trilogía y, después de tantos años, Lisbeth Salander sigue siendo una de mis protagonistas femeninas preferidas. Inolvidable.

    Por respeto al autor y a los buenos ratos que pasé con su obra no pienso acercarme a él. Este libro y yo tenemos una orden de alejamiento sine die.

    Gracias por la información, desconocía que se hubiera escrito este libro.

    ResponderEliminar
  6. Uy pensé lo de si el autor no había fallecido pero no tenía ni idea de las razones que había detrás de la nueva publicación. Yo tengo la trilogía pero aun sin leer...y vaya que la leeré pero esta cuarta no, que me.parece una forma de sacar dinero super descarada.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  7. Yo tengo pendiente el primer libro, si me gusta seguiré con los otros dos pero al cuarto ni me le acerco, comprarlo sería como apoyar toda esta injusticia y no.

    ResponderEliminar
  8. Me ha encantao el gif.. es tan expresivo x)
    yo no he leído la saga, y no creo que lo haga.. no es para nada mi rollo
    pero me parece horrible que publiquen el cuarto de la saga, cuando lo ha escrito otro autor y está claro que no puede ser lo mismo, por mucho que se parezca o tenga que ver..
    Coincido 100% con lo que dices, toda la razón
    un beesito compi!

    ResponderEliminar
  9. Lo que creo es que les está bien empleado, si vives toda una vida con tu mujer, cásate caray, que muchos dicen que un papel no significa nada y vamos si significa. Lo que sí creo es que si él no quería continuar la saga eso debería respetarse, siempre que pueda demostrarse que así era. Yo no lo leeré, ya vi las películas, y tampoco fueron algo que para mí vaya a pasar a la historia. Biquiños!

    ResponderEliminar
  10. La Trilogía me ha gustado pero tampoco es que sea algo del otro mundo- una trilogía negra sueca. Lisbeth Salander es seguramente inolvidable, más que las historias en sí. Conocía la historia del proceso judicial entre los herederos de Larsson y me parece un asunto repugnante, al igual que la publicación de la sequel de la Trilogía. Están intentando ganar dinero, nada más.
    Saludos

    ResponderEliminar
  11. Pobre Stieg Larsson, los sucesos tras su muerte parecen el argumento de una novela de segunda.
    No voy a leer la cuarta parte, me parece un insulto para la memoria del autor. Un robo de identidad en toda regla cuya única intención es la de sacar dinero.
    No obstante toda la polémica alrededor del asunto seguro que dan a Lo que no te mata te hace mas fuerte unas buenas ventas.

    ResponderEliminar
  12. Me he quedado muy sorprendida. La verdad es que leí la trilogía y me encantó por eso tenía muchísimas ganas de leer este porque además, había leído que se había escrito a partir de unas notas del propio Stieg.
    Ahora mismo me has dejado fría, se han evaporado las ganas de leerlo la verdad...
    Me parece un abuso lo que has contado y un insulto también para los lectores
    Besos

    ResponderEliminar
  13. Sí, una pena. Supe en su momento del litigio por la herencia de Larsson y me pareció muy injusto respecto a su compañera (a su mujer, a su esposa, a su amiga, a su amante, ¿qué importan las palabras o las leyes cuando era la persona con la que el autor compartió sus investigaciones y su trabajo?) y creo que traiciona su memoria.
    De todas formas, no creo que lo leyese, reconozco que me encantó "Los hombres que no amaban a las mujeres", pero aunque leí las otras dos novelas de la saga, no me gustaron tanto y mi interés fue decreciendo a medida que pasaba páginas.
    Muy buena entrada de opinión, Jan. Bss

    ResponderEliminar
  14. A mi la trilogía original me gustó, no se aleja del canon del bestseller americano, pero es una lectura muy amena.
    No sabía nada de todo este lío de la herencia, siempre he pensado que ese tipo de situaciones sacan lo peor de la y lo que cuentas es un buen ejemplo de ello.
    Dejando de lado las disputas familiares, este tipo de movimientos editoriales no suelen interesarme, igual si hubiera sido el autor quien hubiera elegido al escritor de esta entrega apócrifa le hubiera dado una oportunidad.

    ResponderEliminar
  15. Todo eso sin contar que el más grande problema era justamente la diferencia de ideas con respecto al dinero, pues el padre y hermano son de extrema derecha y el era de tendencias de izquierda. Saber que han utilizado su nombre para seguir llenándose los bolsillos de algo que no han trabajado (vaya pero qué capitalista!) y que han dejado a su mujer y compañera de treinta años en la calle, es para vomitar directo.

    ResponderEliminar
  16. Me parecem indignante. Al margen de eso, la trilogía no me gustó, de hecho, paré en el segundo, así que este no lo leeré. Pero aunque me huiese gustado, tampoco lo habría leído. Un beso.

    ResponderEliminar
  17. Yo ya había oído algo al respecto pero no conocí al sustituto. Esto no es más que estirar el chicle y que los herederos quieren seguir llenándose los bolsillos. Imagino que Larson se revolverá allá donde esté. Besos.

    ResponderEliminar
  18. Sin conocer toda esa historia ya era un libro que no me apetecía, porque solo veo un intento por sacar dinero... Así que ahora,conociéndola, menos...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  19. Uf, no sabía nada de esto. No he leído los libros y es bastante probable que no los lea nunca, aunque quién sabe si un día me animo y lo hago.
    En cuanto a lo de la herencia, disputas y la continuación, que asco y que injusticia. Me parece muy mal pues aunque jurídicamente este bien, es horrible pensar en que tu propio padre y hermano te hagan algo así y, encima, dejar sin nada a la persona con que paso tantos años.
    Y yo no sé, no me decido entre los dos señores, pues son bastante malos.

    Besos.

    ResponderEliminar
  20. Esos "herederos" son como Zalachenko y Niedermann, padre y hermanastro de Lisbeth Salander en la saga Millennium, son un par de sátrapas, con respecto a las preguntas que se plantean an final del post, a la primera me parece una forma burda de hacer dinero y no me parece para nada legitimo, a la segunda ese tal Erland se lleva las plamas al peor padre, y a la tercera no me parece para nada legitimo ni correcto continuar una saga sin la aprobacion del autor, y estando este muerto menos!

    ResponderEliminar
  21. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  22. De piedra me has dejado. No pienso comprar el libro, eso desde luego...

    ResponderEliminar
  23. Cuando se comenzó a hablar de la cuarta parte, supuse que partiría de las bases que el escritor, según había manifestado su propia compañera, había dejado esbozadas. Claramente no es así y es una verdadera vergüenza.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario en la entrada